martes, 17 de mayo de 2016

Cascada del Xurbéu & Mayaos de Vatchosera. Circular desde Murias (Aller).

Cascada del Xurbéu y Mayaos de Vatchosera.
Valle del Ríu Negru.
Circuito desde Murias (Aller).


La idea que teníamos para este día era ascender al Estorbín desde Casomera, pero las condiciones en la cordillera no pintaban nada bien, así que aplicamos un "plan B". Alternativa ésta que resultó ser de lo más acertado, pues realmente nos sorprendió por su belleza. 
Un circuito basado en una ruta realizada recientemente por Víctor, autor del magnífico blog "Pindio Pindio", y Alejandro. Ingente el trabajo de investigación toponímica que llevan a cabo estos dos compañeros, realizando así unos itinerarios de lo más guapos, complejos e interesantes. 

La ruta de hoy, a mi modo de ver, tiene dos partes bien diferenciadas en cuanto a dificultad.
Inicialmente tenemos un tramo muy sencillo y asequible, visitando la cascada del Xurbéu para, a continuación, recorrer el camino, sin apenas desnivel, que discurre sobre la canalización de agua  hasta su cabecera, y que alimenta la minicentral de Murias. A partir de aquí la cosa cambia; recorreremos sucesivos mayaos y un sin fin de cabañas y cuadras, muchas veces por zonas en estado de abandono total y hechas monte, con los caminos ya sin uso y perdidos, que obliga a hilar fino en cuanto a orientación. con la dificultad añadida de una cerrada niebla que nos envolvió gran parte de la jornada.

LA ORIENTACIÓN, EN MUCHOS CASOS, SE VUELVE INTRINCADA Y DIFÍCIL, POR LO QUE OBLIGA A HACER UN BUEN USO DE MAPA Y GPS.


Cota mínima: 527 m.
Cota máxima: 1265 m.
Desnivel acumulado: 1136 m.
Distancia: 16 km.
Tiempo: 8:54 h (Con las paradas).
En Moreda de Aller, tomamos la carretera local AE-3 por la que en 8 km llegamos a Murias, dejando los coches en el amplio aparcamiento que hay en la parte baja del pueblo, al lado mismo de la carretera (570 m).
Comenzamos a caminar cruzando la misma hacia el inicio de la pista que está justo enfrente y señalizada como PR AS-295 Cascada del Xurbéo.

Esta ruta a la Cascada del Xurbéu se adecuó no hace mucho y es muy sencilla. Tan sólo nos separa de la cascada 1 km largo.
Inicialmente en descenso hacia el cauce del Ríu Negru.

Enseguida cruzamos el río por este puente (527 m) y vemos una bifurcación.
Nosotros por la izquierda, siguiendo la señalización del PR. Por el otro ramal volveremos a la tarde.

Toma entonces la pista señalizada fuerte pendiente nada más cruzar el puente. Será la única, llamémosla dificultad, de este pequeño itinerario.

Tras este tramo un poco pindio, recorremos otro más tendido. Siempre por frondoso bosque.

 Hasta alcanzar esta especie de burladero.

Y comenzar a descender hacia el fondo del valle en aproximación a la cascada, por un tramo donde han colocado escalones de madera.

Rápidamente alcanzamos la Cascada del Xurbéu (565 m).
Realmente bonita.

Y con su puente de madera que permite observarla cómodamente.

Cundi y yo descendemos con precaución unos metros bajo el puente para tomar una foto al grupete.

Nos vamos, retrocediendo sobre nuestros pasos.

Y justo donde el burladero, tomamos el camino que continúa por encima y por donde la señalización del PR dice "NO".

Camino que se ve en claro deshuso pero que todavía se recorre bien.

En ascenso por un entorno muy bonito.

Salimos a la canalización de aguas que alimenta la minicentral de Murias (682 m).

Y donde unos caballos pastan plácidamente entre la niebla.

Unos pocos metros a nuestra izquierda podemos ver el Reguero del Xurbéu que da origen a la cascada más abajo.

Nosotros debemos continuar por nuestra derecha con tendencia Noroeste sobre la canalización.
Nos espera un tramo de unos 5 km sin desnivel. Un paseo realmente cómodo.
(Vista atrás)

Traspasamos la primera de un sinfín de portillas que cierran el camino.
Habrá que saltar alguna, por lo que es la única dificultad reseñable de este tramo.

Pasamos junto a las primeras cuadras de la Estaca.


Más y más portillas, perderemos la cuenta de las qué cruzamos.

Por nuestra derecha desciende el camino por el que más tarde regresaremos a Murias.

Últimas cuadras de la Estaca. Esta de buen porte.

Guapos rincones con pequeñas cascadas que forman los regatos.

La verdad que este tramo de la ruta por encima de la canalización es un paseo de lo más guapo.

Así llegamos al lugar donde se embalsa el agua para que luego baje con fuerza por una tubería y accione las turbinas de la minicentral.

A partir del embalse el camino sobre la canalización irá girando progresivamente al Suroeste y adentrándonos en el valle por el que desciende el Regato de los Tornos.
Pasamos por La Yanona, al lado de una guapa poza.

Alcanzamos el bello rincón de La Para'l Tixu, donde se conserva una coqueta cabaña.

Como os comentaba, no queda otra que saltar alguna portilla. Esta en concreto, incluso alambrada.

Nos acercamos ya a la cabecera de la captación, justo en la confluencia del Regato de los Tornos con el reguero de Los Canales de la Boya.
Estamos en L'Estil.les (685 m).

Hay una pequeña presa que regula el caudal.

Regato de los Tornos.

Retrocedemos unos pocos metros para abandonar la canalización por este camino que asciende por
L'Estiel.les.
Se acabaron los tramos cómodos.

Camino que asciende dando alguna revuelta por el frondoso bosque y entre arandaneras.

Lo abandonaremos con rumbo Sur por un sendero saliendo a zona abierta donde, sin complicación, saltaremos un cierre de madera y pasaremos una portilla, cortando por estas praderías que caen al reguero de Los Canales de la Boya.

Dejamos a un lado esta fuente.

Para seguidamente asomarnos a los Praos de la Sierra L'Eila con su buena cabaña (804 m).

En este punto el camino, en claro deshuso, invierte su rumbo al Norte para volver a girar al Sur pasando por la parte alta de los Praos de la Sierra de L'Eila, donde se bifurca en dos paralelos. Debemos continuar por el menos marcado de la izquierda, debiendo estar muy atentos y no seguir de frente porque, a los pocos metros, invierte su rumbo al Norte en ascenso y muy perdido.

Esta muria será nuestra referencia, iremos paralelos a ella unos metros por debajo manteniendo nuestro rumbo Norte, el sendero está prácticamente desaparecido.

En breve llegamos a esta cabaña en el Baragusu totalmente arruinada (854 m).
Otra referencia que debemos tener en cuenta.

El camino, tomado y perdido, vuelve a ascender por encima de la cabaña retomando su tendencia Sur y recupera una buena caja, aunque pronto vuelve a estar tomado. Dificultad ésta que salvamos sin problema, saliendonos de él unos pocos metros por nuestra derecha.

Alcanzando así esta otra cabaña arruinada del Baragusu (891 m),
 donde recuperamos el buen camino.

Por el que, más cómodamente, mantenemos tendencia meridional.

Enseguida salimos a zona abierta en cómodo ascenso.

Sobre el valle de las Canales de la Boya tomado por la niebla.
(Vista atrás)

Un tramo guapo éste que recorremos dejando una meseta rocosa a nuestra izquierda.

En algún punto parece que conserva ínfimos vestigios de empedrado.

Y se vuelve tendido con algún tramo un poco anegado pasando sobre las ruinas de la cabaña de Cuesta Yana (965 m).

Nos adentramos nuevamente en zona boscosa.

Pasando por un rincón bien guapo al que la foto no hace mucha justicia.

Un ligero ascenso hasta la cabaña que vemos entre la niebla.

Cabaña que está totalmente arruinada.
Estamos en Cul.lá'l Pozu (995 m).

Un lugar bien bonito éste, con una pequeña oquedad en estas paredes negras donde parece que el ganado pueda meterse a "mosquilar".
El sendero invierte su rumbo al Noreste por donde vemos en la foto.

Sobrepasamos estos antiguos cierres.

Dejando por encima nuestra otra buena cabaña.

Cómodo y bien marcado el camino, por un entorno de bosque precioso.

(Vista atrás)

Una vez más, el camino se cierra de maleza, lo que nos obliga a abandonarlo, cortando en diagonal con rumbo Norte por una vaguada y sobrepasando una riega.

Así, rápidamente y siguiendo rastros de sendero, nos elevamos a la primera cuadra en ruinas de Los Mayaínos (1016 m).

Una foto de grupo, donde alguna garrapata aprovechará para corretear sobre nosotros.

Reemprendemos marcha, manteniendo rumbo Norte, por el camino que continúa por encima de la cuadra. Seguramente es el mismo que tuvimos que abandonar hace unos minutos.
Debemos dejarlo para remontar unas praderías por nuestra derecha.
Un buen sitio es esta portilla, aunque nosotros lo haremos un poco más adelante.

Pindiamente con rumbo Este, subimos por el prado envueltos en la niebla.

Nos aupamos a una segunda cuadra, también en ruinas, en Los Mayaínos (1060 m).

Continuamos unos pocos metros por la parte meridional de la cabaña.

Para abandonar la finca por esta portilla e inmediatamente girar a la izquierda y, a los pocos metros, nuevamente a la derecha en ascenso.

Sendero éste que en principio se intuye bien; pronto se irá desvirtuando y, al final, ascenderemos por donde mejor lo veamos con tendencia Este y entre monte bajo.

Alcanzamos las cuadras de La Cul.lá'l Tixu (1119 m).
Una pena ver estas construcciones en tal estado.

Sobrepasadas estas ruinas continuamos unos pocos metros en ascenso hacia la siguiente cabaña de La Cul.lá'l Tixu.

Esta se ve en buen estado y con unas cuantas inscripciones. Parece tener cierto uso.

Remontamos la finca de esta cabaña manteniendo tendencia oriental y procurando no separarnos mucho que la niebla está bien cerrada.

Abandonamos la finca por esta portilla.
 
Y continuamos por un camino que, manteniendo rumbo Este nos lleva hacia el bosque.

Impresionante hayedo que vamos recorriendo de forma más o menos tendida.

La niebla le da un toque fantasmal muy guapo.

Siempre siguiendo evidente sendero.

En este paso, si bien no reviste ninguna dificultad, hay que estar atento a los resbalones, ya que está muy húmedo y tenemos un poco de caída por la izquierda.

Para mi este tramo fue de lo más bonito de la ruta.

Abandonamos el bosque saliendo a lo que parece una explotación minera continuando por una pista que debía darle servicio.

Es en esta pista donde alcanzaremos la cota más alta de hoy (1265 m).
Va siendo hora de comer así que aprovechamos unos troncos para sentarnos junto a la pista.
La abandonamos en esta bifurcación saltando la portilla metálica.


Tras saltarla, descendemos en rumbo Norte hacia la cuadra de La Muezca (1230 m).

Cruzando a su vez por el puente de La Muezca.

Ganamos la arista del monte desde donde debe haber unas vistas de categoría. Hoy no es el día.

Continuamos por la cimera hasta dar con esta portilla que se convertirá en uno de los pasos conflictivos del día. Totalmente cerrada, nos vemos obligados a saltar el cierre que, no tendría mayor dificultad si, aparte de la muria de piedra y el cierre de madera, no hubieran puesto también una alambrada con la que hay que tener cuidado. Tremenda fortificación.

Continuamos hacia el Norte entre monte bajo para alcanzar la cabaña de Los Felgueros (1200 m) ya en Vega Forques.

Mantenemos tendencia septentrional hasta justo antes de este bosque que tenemos delante.
Giramos entonces 90º a nuestra derecha para continuar descendiendo hacia el Este unos pocos metros.

 Por una zona que encontramos algo encharcada y que debemos cruzar cuando veamos una cabaña por nuestra izquierda.

Cabaña de refencia en Vega Forques (1160 m) donde retomaremos rumbo Norte.

Continuando tendidamente por la parte baja de un guapo robledal.

Descendemos a este collado donde giraremos a la izquierda.

Cuando veamos esta cabaña.

A la que descenderemos.
Última cabaña de Vega Forques (1138 m).

A partir de la cabaña comienza un tramo un poco intrincado por el hayedo, que por cierto es muy guapo, ya que el sendero se pierde.
Hay que cortar en descenso y en diagonal manteniendo rumbo Norte.

Retomamos el sendero que continúa por la cimera de esta pequeña cordal hacia su extremo septentrional.

Un poco de zoom por nuestra izquierda a Los Tornos y La Carrera.

Descendemos a la campera del Cuitu La Cardaosa (1044 m).
(Vista atrás)

Sobrepasando su cabaña.

Continuamos siguiendo el sendero por la parte cimera para adentrarnos en el bosque.

Sobrepasamos las cabañas del Alcor.

Y nos adentramos en un precioso robledal tapizado de arandaneras.

Hasta toparnos con un muro que debemos seguir en descenso por nuestra derecha unos metros.

Y caer a un ancho camino donde, por nuestra izquierda dejamos esta cabaña (975 m).
Nosotros hacia la derecha, al Este.

Pocos metros recorreremos por este camino.
A la altura de estas llábanas incadas (959 m aprox.), lo abandonamos por nuestra izquierda descendiendo por prados en total abandono en ausencia de sendero.

Sobrepasamos esta cuadra que dejamos a nuestra derecha.

Para poco después ir girando al Norte dejando antiguas murias nuevamente por nuestra derecha.

Salimos a un antiguo camino muriado.

Y el sendero nos eleva a un canto traspasando esta muria (910 m) entre arandaneras.

E ir girando a la izquierda en descenso.

Para cortar por una vaguada. Muy guapo el bosque en esta parte.

Y entroncar con otro camino que seguiremos por nuestra derecha hacia el Este.

Camino bien marcado por el que iremos bordeando el canto que antes subimos.
Increible la vida que hubo por aquí con toda esta red de caminos en total deshuso.

Pasamos ante una bocamina de la Escrita (844 m).

El camino irá girando al Sur alcanzando las primeras cabañas de Truébanos.

Salimos a zona abierta en las amplias camperas de Truébanos, a cuya solitaria cuadra (839 m) tenemos que descender.

Continuamos por detrás de la cuadra en descenso con rumbo Sur girando al Este en ausencia de sendero y por donde mejor nos parece hasta caer a un camino marcado.

Por el que continuamos en descenso traspasando una portilla.

Continuando por anegados tramos donde hay que tener cuidado con el empedrado.

Cruzamos perpendicularmente la canalización de agua de la minicentral recorrida a la mañana.

Continuando en descenso por un tramo del camino por el que literalmente baja un río.

Ya por pista cruzamos el Ríu Negru por el puente de la mañana incorporándonos al PR y cerrando la circular.

Una pequeña subida y llegamos a Murias finalizando esta fantástica ruta un poco intrincada.

Os dejo el perfil de elevación.

¡¡Un saludo!!

8 comentarios:

  1. Preciosa y completisima descripción de la preciosa ruta que compartimos. Las fotos son un escándalo de verdad. Un abrazo para los dos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La ruta nos sorprendió mucho más de lo esperado. Intrincada pero realmente guapa.
      Un abrazo!

      Eliminar
  2. Un reportaje de los de quitar el hipo, una pasada David. Otra vez que lo he realizado desde el asiento recreándome....una maravilla

    ResponderEliminar
  3. Excelente reportaje chicos. ....un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Diego. A ver cuando coincidimos.
      Un abrazo!

      Eliminar
  4. Qué preciosidad de fotos!! No se pueden sacar los bosques más bonitos!!
    Este tiempo loco nos está dejando unas estampas prodigiosas... No todo va a ser malo jejjee!!
    Un abrazo chicos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad que la niebla da un toque muy especial a los bosques. A mi me encanta.
      Un abrazo!!

      Eliminar